Cómo ser programador web en el año 2018

Si te gusta la informática y estás buscando una profesión con futuro, convertirse en programador web es una de mejores apuestas que tienes ante ti. Pero no solamente ha de ser algo a largo plazo: quizá, este año 2018 solamente te hayas propuesto aprender a programar páginas web para diseñar una página para tu blog, tu negocio, o tu proyecto académico.

¿Qué tengo que hacer para ser programador web? Es tal la cantidad de información que hay al respecto en la red, que seguro que en algún momento has terminado saturado al encontrarte con tantos conceptos y tantos consejos diferentes para aprender a programar.

Las apps, los sistemas operativos, cambian de estándares cada poco tiempo, lo que obliga a aprender nuevos lenguajes y plataformas. Aunque las páginas web también evolucionan sus conceptos básicos permanecen, para asegurar la compatibilidad. Si aprendes los principales lenguajes de programación web podrás crear todo tipo de páginas a nivel personal o profesional.

Los programadores web están entre los más solicitados porque muchas empresas quizá no tienen app, o no usan programas propios, pero todas tienen páginas web. O al menos es lo primero que se aprueba, antes que una app o un software.

Vamos a mostrarte cómo ser programador web en 2018. Los lenguajes que hay que aprender, cursos gratuitos y de pago que puedes emprender, libros y ebooks recomendados para leer… Podrás iniciarte en la programación web y a partir de aquí decidir si lo quieres convertir en una profesión, o en un complemento que te permita diseñar páginas web para tus necesidades.

¿Qué ordenador y software necesito?

Lo mejor de aprender programación web es que puedes hacerlo en un patata, que es como los anglosajones definen un hardware poco potente. La mayoría de los lenguajes son ficheros de texto que pueden crearse con el Block de Notasde Windows, o con un editor con unos requisitos muy bajos. Por tanto cualquier PC con Windows o Linux, por antiguo que sea, sirve para aprender programación.

Lógicamente, cuanto más potente sea tu ordenador trabajarás de forma más fluida a la hora de ver los vídeos de los cursos, o ejecutar la aplicación que estás creando en tiempo real, para ver si funciona.

¿Qué lenguaje de programación web necesito aprender?

Si has decidido aprender a diseñar páginas web, lo primero que debes decidir es el lenguaje que quieres aprender. Seguramente necesites más de uno, pero hay que empezar por algún sitio. Estos son los principales lenguajes de programación web que más se usan en la actualidad. Nosotros te recomendamos este orden, pero no hay una forma mejor que otra. Todos te resultarán útiles.

HTML y CSS, el esqueleto de las páginas web

Desde que se crearon hace casi 30 años, la gran mayoría de las páginas web se han desarrollado en HTML, un lenguaje de marcado creado específicamente para esta tarea. Es uno de los primeros lenguajes que todo programador web debe aprender. Además es sencillo, intuitivo, y no requiere software. Tan fácil como escribir el código en un documento de texto, y ejecutarlo en el navegador. Sabiendo HTML tendrás acceso a casi cualquier web y podrás realizar cualquier modificación básica, además de comenzar páginas webs desde cero.

A modo de complemento, con CSS, un lenguaje de diseño gráfico pensado para crear hojas en cascada, podrás mejor tu código HTML con funcionalidades propias de una página web como la creación de capas, subwebs y layouts.

Javascript, añade funcionalidades

Javascript encabeza el ranking de los lenguajes más solicitados de 2018. No en vano se le conoce como el lenguaje de la web, pues está presente en el 95% de todas las páginas que existen. En realidad no es un lenguaje de programación independiente, sino orientado a scripts y ejecutado en los navegadores. Es uno de los más populares por su versatilidad para crear todo tipo de herramientas de apoyo, dentro de las páginas web. Desde formularios a buscadores, animaciones, vídeos, encuestas, programas y juegos interactivos, etc.

PHP, el lenguaje de los gigantes

Si bien HTML es el lenguaje básico para crear una página web sencilla, PHP es el utilizado por los gigantes de Internet para manejar webs con base de datos, y gran cantidad de accesos y funciones. Servicios como Facebook, WordPress o Yahoo! fueron creados con PHP.

Frente a Javascript, que es un lenguaje orientado al usuario, tenemos PHP, más orientado al servidor. Se usa para crear contenido dinámico en una web (que interactúa con los visitantes) y para procesar bases de datos, entre otras muchas cosas.

AJAX y jQuery

Uno de los complementos más populares, una vez que sabes Javascript, es jQuery. Se trata de una biblioteca multiplataforma que facilita la creación de herramientas y funciones comunes de las páginas webs. También es muy popular AJAX, una técnica de desarrollo que permite interactuar con una página web sin necesidad de recargarla.

Python

Aunque es un lenguaje de propósito general (no se usa solo en aplicaciones web), Python tiene multitud de aplicaciones online gracias a su facilidad de aprendizaje, y su capacidad para manejar un gran volumen de datos. No es extraño que lo use Google para generar estadísticas y recopilar información de los usuarios.

Es un lenguaje de programación ideal para principiantes porque usa muchas palabras coloquiales (en inglés) como órdenes. Esto permite que con un simple vistazo podamos entender las líneas de código. Compañías como Google o la NASA usan Python en algunos de sus proyectos. Es también el lenguaje base de plataformas como Pinterest o Instagram.

Puedes aprender más sobre Python en su web oficial. Si quieres documentos, tutoriales y manuales en español, en el wiki oficial en español encontrarás mucho material.

C y C#, imprescindibles pero no prioritarios

Con casi 50 años a sus espaldas, C es el lenguaje de la informática. Casi todos los programas más populares que existen, principalmente aplicaciones enfocadas a las empresas, han sido creados en C o C#.

Las páginas webs no se crean en C pero es el lenguaje primigenio, del que se han derivado la mayoría. Si aprendes C aprenderás todos los fundamentos de la programación, y te será más fácil aprender otros lenguajes. Quizá no sea el más sencillo ni el más divertido, pero una vez que sabes C p C++ aceleras el aprendizaje de otros lenguajes, y además ya te sirve para modificar y actualizar el software que aún funciona en muchas empresas. Por eso sigue siendo uno de los más solicitados.

No hay que confundir C con C++ y C#, que son lenguajes completamente diferentes en su estructura y en sus objetivos.

Cursos online, escuelas y webs de aprendizaje

Una vez que has decidido el lenguaje de programación web, la duda persiste: ¿cómo ser programador web? Por suerte existen muchas posibilidades. Puedes apuntarte a un curso online en directo, en donde un profesor da un clase a través de vídeo y responde a dudas, o en diferido, en donde puedes ver los vídeos cuando quieras y resolver dudas en el foro o a través de chat. Ambas variantes están disponibles en forma de cursos gratuitos o de pago. En algunos casos los cursos son gratuitos pero algunas opciones extra, como preguntar dudas al profesor u obtener un certificado, es de pago.

También puede apuntarte a un curso presencial en una Universidad o escuela de informática. En ocasiones los patrocinan Google y otras compañías, y son gratis. Por supuesto, también es posible cursar una carrera o sacar una titulación, pero entonces tendrás que aprender más cosas, además de programación web.

Libros y ebooks para ser un programador web

En los enlaces a cursos y webs de programación que hemos ofrecido a lo largo del artículo vas a encontrar documentación, PDFs, ebooks, vídeos, y otros materiales para aprender los lenguajes de programación web.

Finalmente, podemos recurrir a un buen libro de programación que te explique, de forma sencilla y profesional, las bases del lenguaje y sus conceptos. Hablamos de libros pero, por supuesto, también nos referimos a ebooks.

Existen cientos de libros sobre programación web en Amazon o similares. Por ejemplo, Desarrollo Web con PHP y MySQL ya va por su quinta edición, que siempre es una señal de éxito.

El Gran Libro de HTML5, CSS3 y JavaScript 3ª Edición, de Juan Diego Gauchat, es un libro bien estructurado que permite empezar con lo más básico, y llegar al nivel avanzado a tu ritmo.

No me hagas Pensar, de Steve Krug. Quizá el título te sorprenda, pero es importante entender que saber programar no es solo conocer el lenguaje. Hay que saber cómo crear una aplicación para que sea útil y sencilla de entender. Y este libro lo explica a la perfección. Si haces pensar demasiado a un usuario, tu app o tu web están mal hechas

Explora, lee muchos ejemplos, y pide ayuda

No se puede aprender programación en solitario. Y, posiblemente, asistir a clases tampoco garantiza el éxito. Aprender un lenguaje de programación es como aprender a hablar. Antes de hablar correctamente hay que pronunciar mal muchas palabras, y cometer muchas faltas de ortografía. En programación ocurre lo mismo. Te surgirán dudas, existirán conceptos que no entiendes, y tus primeras aplicaciones y páginas webs seguramente no quedarán como esperabas. Es parte del proceso de aprendizaje. Repasa ejemplos, mira cómo están construidas otras webs y, sobre todo, pide ayuda en redes sociales, foros, o webs especializadas como StackoverflowLa web del programador o Quora. Encontrarás mucha gente dispuesta a resolver tus dudas. Solo así conseguirás convertirte en un buen programador web. ¡Mucha suerte!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *